sábado, 23 de octubre de 2010

SILENCIOS INCRUSTADOS



Siempre las lejanías me han robado
lágrimas y espantan todas las aves
de mis versos
muchos veranos simularon su ida
pero estaban tejiendo ramas
con margaritas prendidas
conversan las telarañas
y las mariposas se tejen zapatos
el olfato de las hierbas me hace despertar
duelen siempre los calcetines mojados
y los otoños planchando camisas
el oxido de los portones cerrados
los silencios incrustados
mi llanto es antiguo
y mis penas muy resignadas
las ventanas no están tan pálidas
hoy dibujare hormigas
y desordenare las migas
pintare mis uñas
hay sol de octubre
y aromas de navidad
me siento un poco peor.


LEDESKA
DERECHOS RESERVADOS.

4 comentarios:

  1. El otoño siempre presagia el invierno, pero seguro encontrarás un motivo, un recuerdo feliz en el libro de tu vida.
    Besos, mi niña.

    ResponderEliminar
  2. Te invito a mi nuevo blog de premios que he inaugurado hoy, ya que no me cabían en el del grito y me encantaría que recogieras el premio que hay.
    http://printova.blogspot.com/
    Un besote muy fuerte.

    ResponderEliminar
  3. Tu melancolía, Ledeska, debes inspirarla y espirarla, para que no te oxide ni te debilite. Haz del otoño un ramo de flores para hacerte derramar lágrimas de alegría. Cuando el invierno te visite, empezará a nacer el Sol, y no sólo en tu vida.

    ¡Salud!

    ResponderEliminar